DESEAS TENER GERANIOS DE SUEÑO? 5 SECRETOS PARA LOGRARLO.

  • por


Los geranios, nombre científico (Pelargonium spp.) son plantas ornamentales que se pueden encontrar en
todo el mundo adornando jardines, fachadas y balcones. Su popularidad se debe a su abundante
floración con una gran diversidad de colores, a sus diferentes patrones de hojas y a su facilidad de
cultivo pudiendo sobrevivir en condiciones áridas, adaptándose fácilmente a diferentes condiciones
ambientales.

Los Geranios (Pelargonium)


En las zonas de clima frío los geranios pueden utilizarse como plantas de temporada para
decorar los arriates durante la primavera o el verano. En las zonas de clima cálido son plantas
vivaces de exterior, manteniendo las hojas durante todo el año y, según que especies, florece
prácticamente sin interrupción.


Las especies de Pelargonium de mayor importancia económica en la industria de la planta
ornamental son: el geranio zonal o común, el geranio de pensamiento (o pelargonio), el geranio de
hiedra (o gitanilla o murciana) y los geranios de olor.

Además,
las especies del género Pelargonium que poseen aceites aromáticos (P.graveolens,
P.odorantissimum, P.capitatum, P.radula) se utilizan en la industria alimentaria, en perfumería y
cosmética e incluso como repelentes de insectos, fungicidas y nematicidas.


Las principales características de estas especies son:

Del Pelargonium x hortorum (geranio zonal o común)

GERANIO COMUN
GERANIO COMÚN

Tienen porte arbustivo y recto y
puede alcanzar unos 60 cm de altura. Presenta una floración muy prolongada; ciertas
variedades florecen desde primavera hasta mediados de otoño, e incluso buena parte
del invierno si la temperatura no desciende demasiado. En zonas frías hay que
preservarlos del hielo cubriéndolos con cristal o plástico. Las hojas son redondeadas
y suelen presentar una zonación paralela al borde de la hoja.

Pelargonium peltatum o P. x hederaefolium (gitanilla, murciana o geranio de
hiedra)

GERANIO Pelargonium peltatum o P. x hederaefolium
GERANIO Pelargonium peltatum o P. x hederaefolium

Son plantas de porte rastrero y tallos débiles que se encaraman a los arbustos;
y lo mismo crecen por alambres o espaldera que cuelgan de tiestos en las ventanas o
de cestas. Florecen a lo largo del verano y entrado el otoño si se mantienen a unos
13-18ºC como mínimo.

En las zonas de clima benigno se conservan en el exterior
durante años y pueden crecer hasta los 2,4 metros o más si se apoyan en una pared
soleada. Son objeto de una gran demanda para macizos estivales por su gran
resistencia al sol y a la sequía. La hoja es coriácea trilobulada, glabra y lisa y su
forma de se asemeja a la de la hiedra.


Y el Pelargonium grandiflorum o P. x domesticum (geranio de pensamiento o
pelargonio)

  GERANIO Pelargonium grandiflorum
GERANIO Pelargonium grandiflorum

Suelen tener porte rastrero y forma de mata. Su floración es corta pero
abundante alcanza su apogeo entre mayo y junio y prosigue hasta septiembre. Suele
necesitar vernalización. Las flores son grandes semejantes a las de la azalea de
muchos colores brillantes y normalmente con manchas
en los pétalos en forma de pluma. Necesita abundante luz solar (doce horas al día)
aunque soporta la semisombra. Las hojas son profundamente dentadas.

Geranios de olor

  1. Pelargonium crispum tiene hojas pequeñas y arrugadas con olor a limón.

2. Pelargonium graveolens (geranio de la malvarrosa) tiene hojas profundamente

divididas cuya fragancia básica a limón se mezcla con otros perfumes

semejantes al de la rosa.

3. Pelargonium capitatum con olor a rosa.

4. Pelargonium odorantissimum (geranio de Malvacamuesa) que huele a nuez

moscada o manzana.

5. Pelargonium quercifolium es un geranio con hojas semejantes a las del roble y

con olor a almizcle.

6. Pelargonium tomentosum (geranio tomentoso) tiene un follaje de olor

fuertemente mentolado.


DESCRIPCIÓN Y CARACTERIZACIÓN DE LOS GERANIOS


Taxonómicamente el geranio se clasifica dentro de la familia Geraniaceae Juss. Según
distintos autores, esta familia incluye entre cinco y once géneros a los que pertenecen unas 750
especies . Los géneros más conocidos son Erodium y Geranium al nivel de
plantas silvestres y Pelargonium en cuanto a plantas de jardines.


Cuando nos referimos al geranio, en realidad, estamos hablando de numerosas especies y
dos géneros distintos: Pelargonium y Geranium. Los nombres de estos géneros normalmente se
confunden debido a que el término ‘geranio’ es el nombre común de ciertas especies de
Pelargonium.

La diferencia entre ambos géneros fue establecida por L´Héritier, las principales
características que los distinguen son la presencia en Pelargonium de un tubo nectario y la diferencia en el número de estambres .

ORIGEN Y DISTRIBUCIÓN DE LOS GERANIOS


Los miembros de la familia Geraniaceae se distribuyen por todo el mundo. En lo que se
refiere al género Pelargonium más de un 90% de las aproximadamente 280 especies dentro del
género son originarias de Suráfrica mientras que las especies
pertenecientes al género Geranium proceden principalmente de Asia Central.

.

CARACTERÍSTICAS BOTÁNICAS DE LOS GERANIOS


Botánicamente la familia Geraniaceae está formada por plantas herbáceas aunque pueden
ser arbustos o medio arbustos con tallos gruesos y carnosos
Las plantas del género Pelargonium son plantas vivaces de follaje perenne (a diferencia de
las plantas pertenecientes al género Geranium) semirresistentes, casi siempre arbustivas

Tallos del geranio

Los geranios tienen una base leñosa pero los nuevos brotes son tiernos. En condiciones
favorables pueden alcanzar más de un metro de altura. Hay algunas variedades llamadas
‘variedades enanas’ que no alcanzan más de 25 centímetros de altura y hay otros más pequeños
llamados ‘miniaturas’.


Toda la planta está cubierta por una fina capa pilosa. Los pelos glandulares del tallo,
peciolo y hoja producen las características fragancias de terpenos de estas especies.
El tallo es grueso, más ramificado en la base de la planta. Presenta parejas de estípulas
verdes en forma de triángulos que se asume que son fotosintéticas y que se unen de forma
persistente en la zona de la yema.


Las hojas de los geranios

Son gruesas con un aspecto aterciopelado. Pueden llegar a tener más de diez
centímetros de envergadura, son palmeadas y tienen de tres a cinco lóbulos poco profundos con un
borde ondulado. Se unen al tallo mediante un pecíolo largo . La superficie de la
hoja no es lisa, está curvada en la base haciendo que el agua se deslice hacia la parte baja de la hoja
donde se une con el peciolo.

Las hojas se sitúan en el tallo de forma alterna en la parte superior y opuesta en la zona
inferior (Zimmerman, 1998a). Las tonalidades verdes varían en función de la variedad y suelen
tener una ‘zona’ característica en el centro del haz y paralela al borde de la hoja. A esta
característica le debe su nombre el de geranio zonal (Pelargonium x hortorum).

Las flores de Pelargonium son de tres tipos:

Simples, con 5 pétalos; semidobles que tienen
de 6 a 15 pétalos y dobles donde se observan más de 16 pétalos. Las flores dobles
contienen pétalos extra que incorporan anteras que pueden ser funcionales o no.

ENFERMEDADES Y PLAGAS DE LOS GERANIOS

Bacterias y hongos que afectan el geranio


Las perdidas masivas que se producen en los cultivos de geranios se
deben a varias enfermedades ocasionadas por bacterias y hongos, especialmente la podredumbre
blanda
(Xanthomonas campestris pv. pelargonii y la verticilosis (Verticillium alboatrum). Estos organismos bloquean el tejido conductivo y hacen que la traslocación de agua y
nutrientes sea prácticamente imposible.

Otras enfermedades que afectan al geranio son la podredumbre gris causada
por Botrytis cinerea y la roya del geranio producida por Puccinia pelargonii-zonalis
Doidge que aunque ocurren con menor frecuencia pueden causar grandes daños.

Botrytis en el geranio

Podredumbre gris puede atacar tejido joven y producir la muerte de esquejes jóvenes y, además, puede
propagarse varios centímetros a lo largo de tallos sanos si las esporas infectan a la planta . Puede ser particularmente dañina si no se retiran las flores viejas, si la humedad es alta o las
plantas se mantienen muy juntas

Roya en la hoja del geranio

Las infecciones ocurren fácilmente si las hojas se mojan de 5 a 6 horas a una temperatura de 55 ° F a 75 ° F. El movimiento de esquejes infectados también puede propagar este hongo 

Las superficies de ambas hojas desarrollan primero manchas blancas o amarillentas. Las manchas en la superficie inferior se agrandan y se convierten en pústulas parecidas a ampollas. Estas pústulas polvorientas de color marrón (uredinia) se presentan en las hojas y, con menos frecuencia, en los pecíolos y tallos. La infección severa de las hojas causa amarillamiento y defoliación. Las esporas que contienen Uredinia pueden estar en anillos concéntricos y pueden estar rodeadas de tejido amarillo.

Los virus que principalmente infectan a geranio

Las virosis que infectan al geranio no son mortales pero afectan la calidad y el desarrollo
general de la planta. Los síntomas que indican presencia de virus suelen estar enmascarados y
pueden variar en función de las condiciones ambientales. Se pueden observar puntos o anillos
cloróticos, clareado de las nerviaciones o rotura del color de la flor.

hoja amarillenta geranio Hoja mostrando los síntomas producidos por una
infección mixta
https://archivo.infojardin.com/tema/plaga-en-geranio-y-otras-plantas.55776/ Hoja mostrando los síntomas producidos por una infección mixta

Otros indicios que indican la existencia de virus en las plantas, no tan
evidentes, son la reducción del vigor de la planta, el descenso de la cantidad y del tamaño de las
inflorescencias, la disminución del tamaño de las plantas, un deficiente enraizamiento y un
crecimiento desequilibrado.

Las plagas que afectan al geranio

Incluyen los pulgones, la mosca blanca (Aleyrodes), trips y Tarsónomos (ácaros). Estas plagas son un problema porque, aparte del daño que pueden causar, son potenciales transmisores de enfermedades producidas por patógenos como
hongos, bacterias y virus. La forma más efectiva de combatir el daño producido por insectos es
seguir un cuidadoso programa de tratamientos preventivos y curativos mediante insecticidas caseros y químicos. Aprende aquí como controlar las plagas de insectos en tus geranios.

Otras plagas que se alimentan de geranios son las larvas de mariposas: las nocturnas
deshojadoras y el barrenador o taladro del geranio (Cacyreus marshalli Butler). Cacyreus marshalli
es un lepidóptero de la familia de los licénidos (Lycaenidae) propio de Africa del Sur
(endémico de aquel área).

GERANIOS plaga Barrenador o taladro del geranio (Cacyreus marshalli Butler).
Barrenador o taladro del geranio (Cacyreus marshalli Butler).

Las orugas del barrenador del geranio devoran ávidamente los brotes y
los capullos florales y si no se actúa a tiempo acaban con todos los geranios plantados. La ausencia de enemigos naturales ha favorecido en gran medida su rápida
dispersión y esto explica la gran densidad que alcanzan algunas poblaciones; de hecho, en muchos
lugares (sobre todo urbanos) ha pasado en pocos años a ser la mariposa más común .

Aunque ya es de hecho una plaga importante de los geranios, todavía no representa una
amenaza seria para su comercio gracias al control al que están sometidas las plantas y los esquejes
en los viveros.

Sin embargo, debido a la alta capacidad de dispersión de los adultos y a su extrema
habilidad para recolonizar macetas y parterres de donde se había erradicado anteriormente, es casi
seguro que la plaga llegará a afectar seriamente y de forma persistente el estado fitosanitario y el
buen aspecto de los jardines donde haya geranios.

GERANIOS CUIDADOS, CONSEJOS PARA QUE LAS PLANTAS SE VEAN SIEMPRE BIEN!

Cuando traemos las plantas del vivero, siempre vienen hermosas, y no es por casualidad. En estos sitios especializados le dan a las plantas todos los chineos necesarios para crecer óptimamente. Entonces, que debemos saber para que nuestra plantitas se mantengan igual.

1. CANTIDAD DE LUZ SOLAR

una planta a casa, debemos fijarnos bien en que condiciones se encontraba. En SOL DIRECTO, SOL INDIRECTO O MEDIA SOMBRA y SOMBRA. No podemos colocar las plantas pensando donde se verán bien, sino en donde se va a sentir bien. En el caso de los GERANIOS son de sol indirecto o media sombra. Osea Toleran el sol unas horas al día (4-6 horas). por ejemplo en un balcón, en el estrato inferior de una planta mas alta como una palmera. a la orilla de una tapia o bajo un alero.

geranios bajo las palmeras
los GERANIOS son de sol indirecto o media sombra

2. CANTIDAD DE RIEGO

Hay plantas mas resistentes a la falta de agua, como las suculentas que guardan humedad en sus hojas y tallos, y hay otras que no perdonan la falta de riego, porque se deshidratan rápidamente con el calor.

El riego va a depender de donde se encuentren las plantas, si están en maceta pierden humedad mas rápido que en el suelo.

Algunas plantas toleran el exceso de humedad como las plantas acuáticas y semiacuáticas, ejemplo los lirios, papiros, lotería, garrobo, millonaria, sanseiveira o ninfas.

En casa no vamos a poder tener cualquier tipo de planta, eso dependerá del el clima de donde vivimos y la altura (msm) del lugar. La idea es no HACERNOS ESCLAVOS DE NUESTRAS PLANTITAS, sino mas bien disfrutarlas recibiendo la paz que nos irradian.

UN CONSEJO DE ORO es fijarnos en nuestra localidad cuales plantas crecen mejor solas, las que están a la orilla de la calle. Esas son las ideales para tu jardín. Y también BUSCAR EL VIVERO QUE ESTA MAS CERCA DE CASA, donde las condiciones climáticas son similares,

En el caso de los geranios el riego en verano debe ser 2 veces a la semana en verano, y en invierno una vez a la semana. NUNCA se debe encharcar el sustrato de los geranios. El riego debe ser suficiente para que se humedezca todo el sustrato, pero que no se empoce.

Muy importante es no mojar las hojas ni flores, solo el sustrato, así evitamos que se desarrollen enfermedades como hongos, y tampoco regar cuando el sol este muy fuerte, para evitar el efecto lupa ( quemaduras ) o que se evapore muy rápido el riego. Si el ambiente es muy húmedo es mejor regar en las primeras horas de la mañana, sino al final de la tarde estará bien.

3. SUSTRATO PARA LOS GERANIOS

Los geranios, como la mayoría de las plantas es aconsejable un sustrato con buen drenaje., pero no exagerado como en el caso de las suculentas Cuando añadimos elementos a la tierra que evitan que se compacte, logramos que el sustrato tenga buen drenaje. la piedra pómez, la granza de arroz, el carbón molido, arena de río son algunos de los elementos que nos pueden servir para evitar la compactación.

Lo importante es utilizar el que tangamos a mano, y sea mas económico. no es buena idea ir a un río lejano a traer arena. También los elementos que añadimos al sustrato deben de ser lo mas fino posible.

Para lograr que un sustrato retenga humedad, es bueno agregar fibra de coco molida.

El pelargonium no es muy exigente, y un sustrato que le puede venir bien es: 50% tierra, 25% granza de arroz y 25% carb[on molido.

4. PODA DE LOS GERANIOS

Podar de los geranios es un proceso anual imprescindible para rejuvenecer la planta y evitar que sus tallos se vuelvan leñosos.

Se realiza en primavera, para estimular el desarrollo y el crecimiento de nuevos brotes. Cortaremos todas aquellas ramas delgadas, torcidas o demasiado altas, casi a la altura de la base, dejando únicamente uno o dos nudos vegetativos. No te preocupes: rebrotará con fuerza.

La poda también puede hacerse en otoño una vez termina la floración. No obstante, solo se recomienda en climas suaves, ya que ante una baja temperatura el follaje denso ayudará a la planta a sobrevivir. Realizaremos una limpieza moderada, retirando ramas y flores secas, preparándola para su reposo de invierno.

Se deben cortar las hojas y flores secas de los geranios, con una tijera de poda limpia y desinfectada, una vez empiecen a secarse, ya que absorben mucha energía de la planta para producir las semillas. Si las retiramos, la planta conserva la fuerza para que se vuelva a desarrollar..

5. FERTILIZACIÓN DE LOS GERANIOS

Cuando el sustrato empieza a perder nutrientes, especialmente cuando hablamos de geranios en maceta. Muchas personas se olvidan del abono y el fertilizante, pero es importante si se pretende saber cómo cuidar geranios correctamente. Por ello, recomendamos adquirir un compost (Qué es el compost?) y nutrir la planta al menos una vez al año, durante la primavera y tras la poda, estimulando así su crecimiento y floración.

Un abono que estimule la floración es adecuado cada tres meses. Aquí puedes aprender como utilizar los fertilizantes químicos.

TRASPLANTE

Lo ideal es trasplantar la planta únicamente si queremos que crezca más o si las raíces se encuentran visiblemente apretadas. Utilizaremos la mezcla de sustrato que hemos mencionado anteriormente y lo realizaremos también en primavera. En el caso de trasplantar la planta evitaremos fertilizarla, ya que la mayoría de sustratos comerciales incluyen abono

GERANIOS, REPRODUCCIÓN

Reproducir geranios es fácil y en la mayoría de casos no necesitaremos ningún enraizante para conseguirlo con éxito. Bastará con utilizar los tallos sobrantes de la poda que tengan al menos dos nudos, limpiándolos, para dejar una base de unos 5 cm sin hojas. Es buena idea utilizar los tallos mas gruesos ( grosor de un lápiz) son mas probables de enraizar con éxito.

Podemos reproducir geranios en agua, colocado el tallo en un vaso y esperando al desarollo de las raíces. Cambiaremos semanalmente el agua y en unos 10 o 20 días veremos cómo empiezan a crecer. Plantaremos el nuevo geranio cuando las raíces sean bien largas y abundantes.

También podemos reproducir geranios en el suelo, clavándolos directamente. En este último caso evitaremos regar los primeros 15 días, para evitar la pudrición de la base. Nos aseguraremos que quede bien fijado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *